Mascotas en el mundo de hoy

Mwmyu3jopn9a

Publicado el: 30/04/2015

Calbuco: más de 45 mil animales están expuestos a riesgos de ceniza volcánica

El paisaje que hoy ofrece Ensenada sigue siendo desolador. La localidad se convirtió en epicentro de las crecidas de ríos y la intensa caída de cenizas tras el violento despertar del volcán Calbuco. Entre los principales problemas está los efectos que la erupción tendrá en la agricultura y la ganadería.

El presidente de Agrollanquihue (Asociación de Agricultores de la Provincia de Llanquihue), Rodrigo Lavín, señala que “esto es mucho más grave de lo que estimábamos. Hay que sacar los animales lo más pronto posible. Visité a un par de socios y conté más de 400 vacunos, por lo tanto, son muchos más los que no han podido salir. Aquí no van a sobrevivir”.

Según la Seremi de Agricultura, son más de 45 mil animales (mayores,  menores, aves y mascotas) los que están expuestos a las cenizas en Puerto Varas, Puerto Montt, Puerto Octay y Puyehue.

“Estamos dando fardos mientras los agricultores hacen la gestión para trasladar a los animales, porque en la zona roja no va a salir forraje de nuevo. Algunos creen que sí, nos ha costado convencerlos”, señaló Pamela Bertin, seremi de Agricultura de Los Lagos.

Sin embargo, sacar los animales es complejo, tanto así que en  Petrohué, debido al aislamiento, soltarán los animales hacia zonas altas, sin cenizas, como única opción.

Según Agrollanquihue, hay animales en plena  producción que deben ser ordeñadas, de lo contrario pueden enfermar o morir. Ahora esperan una ayuda más enérgica  de las autoridades. “Esta tierra ya está muerta. Hay 50 centímetros de cenizas que el agua no podrá lavar en muchos años. Hemos repartido fardos, bolos de silos y dinero que, como socios, hemos juntado, y muchos se las han arreglado en forma particular”, puntualiza Lavín.

Para enfrentar esta situación se creó un comité de emergencia agrícola y pesquero, que abordará también los daños a la piscicultura. “Estamos evacuando 11 millones de peces, sin embargo, el impacto es muy inferior en proporción al total de la industria del salmón”, dijo Eduardo Aguilera, director de Sernapesca X Región.

Otro sector afectado es el turismo. Son 100 los hospedajes y restaurantes de Ensenada destruidos por el peso de las cenizas. “Un 35% de las reservas se han cancelado. Ensenada parece un desierto, pero la infraestructura hotelera que circunda el lago sigue operativa”, señaló Marcelo Salazar, vicepresidente de la Cámara de Comercio y Turismo de Puerto Varas. “Una vez que se haya dado término a la alerta roja intensificaremos las acciones de promoción”, anunció la subsecretaria de Turismo, Javiera Montes.

 

Lluvia ácida

En tanto, según la Dirección de Meteorología,  este jueves y viernes caerán  chubascos débiles en la zona del macizo, una cantidad menor que disminuiría los efectos de lahares y de una eventual lluvia ácida, la que se genera al mezclarse los gases del volcán con el agua (ver infografía).

“Estas precipitaciones (lluvia ácida) como tal son imperceptibles para el humano y le hace más daño al medioambiente que al ser humano mismo, en esta etapa. Todo esto, eso sí, dependerá de la concentración de los gases y del tiempo de exposición”, explicó Manuel Oyarzún, médico de la Academia Chilena de Medicina.

El experto agregó que existe una segunda etapa, donde la acidez de la lluvia llega al suelo y se combina con los metales tóxicos que están en las cenizas, como mercurio o plomo. “Estos  metales pesados se vuelven más solubles y, por tanto, se convierten en una partícula más sólida. Dicha sustancia es más dañina ya que podría  depositarse, al inhalarse, en los bronquios o pulmones del ser humano”. Además, al caer las sustancias en ríos o  caudales “los peces se contaminan y si estos son ingeridos por el humano se produce un mayor riesgo” agregó Juan Carlos Ríos,  subdirector del Centro de Información Toxicológica  de la U. Católica (Cituc).

 

Fuente: LaTercera

Fuente: